GALERÍA FOTOGRÁFICA DEL MUSEO OCULTISTA WARREN.

Ed y Lorraine Warren fueron dos investigadores paranormales que dedicaron su vida a adentrarse en macabras situaciones que ameritaban una explicación más allá de lo normal. Sacerdotes poseídos, asesinatos liderados por demonios, objetos con fuerzas malévolas y casas embrujadas son algunos de los temas más comunes en los archivos de esta pareja.

Luego de varias experiencias, los esposos decidieron que era una buena idea crear un museo en el que se expusieran todos los artículos diabólicos que tenían que quedarse luego de sus estudios; y fue así como en 1952 surgió en Monroe, el Museo del ocultismo Warren, mismo que provoca pánico a quien lo visita.

1) Los Creadores.


El Museo Ocultista Warren
Ellos son Lorrain Warren y su esposo Ed, El hombre era un demonólogo y su esposa tenía poderes de clarividencia, por lo que eran un dúo dinámico al momento de enfrentar casos paranormales. El señor Warren falleció en 2006 a los 79 años, y la señora sigue viva para ver las películas tan magníficas que han salido de sus historias.

museo

Los Warren fundaron el Museo de ocultismo en 1952, en la ciudad de Monroe, Connecticut en los Estados Unidos, y eran muy felices compartiendo las macabras historias de terror que había protagonizado cada uno de los objetos ahí expuestos.

2) La ubicación.
ocultista

Esta es la casa de los Warren ubicada en Monroe, Connecticut. El museo está en el sótano del hogar y puedes visitarlo. “La única regla para recorrer el museo es no tocar absolutamente nada, pues hay piezas que todavía siguen guardando energías muy negativas, a pesar de haber sido exorcizadas”, asegura la demonóloga Lorraine Warren, quien en la actualidad, ante la muerte de su marido Ed en el año 2006, es la única administradora del museo, único de su tipo en el mundo y que diariamente recibe visitantes de todas partes del mundo. La demonóloga de 87 años agrega que “dada la naturaleza maléfica de los objetos que están en el museo, se podría decir que éste es uno de los lugares con mayor concentración de presencia demoníaca en el mundo. Por ello, está totalmente prohibido entrar al museo después que cae la luz del sol”.

El fallecido Ed Warren, consultado en una oportunidad por la naturaleza de los temidos objetos que están en este macabro museo, relató que “los objetos profanos como la muñeca Annabelle tienen su propia aura. Cuando los tocas, tu aura humana se reúne con la de ellos. Este cambio atrae a los espíritus malévolos, es como encender una alarma. Como son objetos tan peligrosos, lo ideal es que estén aquí todos juntos, para que no causen daño o puedan ser usados por personas inescrupulosas para hacer el mal”.


3) Objetos del Museo.

1)  La muñeca Annabelle.
El Museo Ocultista Warren
La muñeca Annabelle es sin duda alguna la atracción número uno del lugar, sobre todo, después de la película que la hizo famosa. Es impresionante ver la inocencia que aparenta esta muñeca de trapo que sirve como canal para las malas energías.

2) El Muñeco Shadow.
Warren

Este inocente muñeco es parte de los más escalofriantes objetos del lugar, y no se dejen llevar por su inocente imagen. Shadow es parte de una investigación efectiva en la que se descubrió que cuando los chicos tenían a este juguete cerca tenían extrañas pesadillas en las que se les podía detener el corazón, además es capaz de embrujar a cualquiera que le haga una foto.

3) Cuernos.
Puntuen =

Esta figurilla diabólica ha sido utilizada en varios ritos terribles, y que se encuentra protegida en el museo para evitar que alguien la vuelva a utilizar. Es un ídolo satánico que supuestamente se encuentra en los bosques de Connecticut, donde se llevan a cabo las ceremonias de invocación.

4) Espejo de la plantación Myrtles.
museo

Este era el lugar original del espejo, pero ahora se encuentra resguardado en el muso de los Warren, ya que el pánico que generaba era inmenso. Se dice que este espejo tiene alojados a varios espíritus que gozan de aparecer y manifestarse en él.

5) El piano del terror.
ocultista

Este es un piano digno de película, pero mucho más tétrico. Forma parte de la gran colección paranormal, y su historia cuenta que atormentaba a sus dueños cuando comenzaba a sonar solo.

6) Máscaras.
El Museo Ocultista Warren

Alrededor de 20 máscaras se albergan en el lugar, y estas fueron utilizadas en ritos satánicos y sectas encargadas de atraer el mal.

7) El vestido de novia.
Warren

Este vestido de novia perteneció a una niña rica llamada Anna Baker que se enamoró de un pobre trabajador de mina. El padre de la chica le prohibió seguir con el romance y ella murio; pero su vestido de novia ya estaba elegido y dicen que cuando hay lunas llenas se mueve, como símbolo de que le alma de Anna no descansa en paz.

8) La tumba de Bathsheba Sherman.
Puntuen =

Bathsheba murió de una extraña parálisis, la tumba se encuentra en el cementerio histórico en la calle de la estación de bomberos y el centro de Harrisville. Según las malas lenguas, fue una bruja que practicaba el satanismo y que había vivido en la casa en el inicio del siglo XIX, donde se suicidó ahorcandosé en un árbol detrás del granero. Varios jóvenes acudieron al cementerio para tomar piedras de su tumba y usarlas en trabajos de brujería, y en el museo se encuentran algunas piedras utilizadas en esos ritos.

9) La pintura encantada de Ebay.
museo
Según el testimonio de una de las parejas que habían comprado la pintura, las figuras del cuadro se movían en la noche, y a veces desaparecían del lienzo por completo, además de causar vómitos, chillidos e histeria.

10) La estatua de las mujeres de Lemb.
ocultista

Dicen que esta estatua provoca la muerte a sus propietarios.

Más objetos del museo:
El Museo Ocultista Warren

museo

Warren

ocultista

Puntuen =

El Museo Ocultista Warren

museo

Warren

ocultista

Puntuen =

El Museo Ocultista Warren

museo

Warren

ocultista

Puntuen =

El Museo Ocultista Warren

(Visited 8.263 times, 9 visits today)

Deja un comentario