Delirios macabros: Los trastornos mentales más extraños

Sin lugar a dudas hemos escuchado o leído sobre diversos trastornos mentales, ya sea que veamos programas relacionados a ellos en televisión o incluso en películas. Unos como la paranoia, la esquizofrenia, la psicosis, el trastorno antisocial, la bipolaridad y la depresión, por mencionar algunos, son de los que más se hablan. Sin embargo, hay otros que afectan a un cierto porcentaje de la población y que generan comportamientos bastante extraños en los pacientes que los sufren. Aquí les presentamos una lista con los trastornos mentales de los cuales se sabe muy poco y cuyas características son dignas de una película de horror:

1. Síndrome de Cotard o Delirio Nihilista

tumblr_mjykf8etHv1r6vanfo1_500

¿Andas muerto? Aquellos que sufren el síndrome de Cotard están convencidos de estar muertos por dentro, en ocasiones creen que carecen de órganos, algunos indican que se están pudriendo por dentro, incluso, que los gusanos ya se los están comiendo y tienen la sensación de oler a descompuesto. Estos cadáveres vivientes están convencidos de haber muerto.

El síndrome de Cotard fue nombrado así después de que el neurólogo francés Jules Cotard lo describió por primera vez.  Es un desorden mental muy raro, los pacientes que lo sufren imaginan que sus cuerpos están en descomposición. El síndrome de Cotard es provocado por un mal funcionamiento del Giro fusiforme, el cual es una parte del cerebro en el lóbulo temporal, se encarga del reconocimiento de rostros y cuerpos, el procesamiento del color y del reconocimiento lingüístico. Esto, aunado a una mala función de la amígdala, en donde grupos de neuronas procesan las emociones; provocan que el paciente se sienta desconectado de la realidad y que a veces ni siquiera se reconozca a sí mismo, lo que lleva a una falta emocional cayendo en la creencia de que no existe o ha muerto. Hasta la fecha, los científicos aún no cuentan con un tratamiento para este síndrome, se han enfocado en los síntomas, pero no en la causa como tal.

2. Desorden de identidad de la integridad corporal

apetomnofilia2

¿Te sobra un miembro del cuerpo? Las personas que sufren de este desorden están convencidas de que su vida sería mejor si no tuvieran uno de sus miembros aunque esté sano, el paciente tiene un deseo incontrolable por amputarse una o varias partes del cuerpo. Es uno de los trastornos mentales menos comunes, pero bastante aterrador.

Los psicólogos y neurólogos han hecho grandes esfuerzos por encontrar las causas que originan este desorden, hasta la fecha indican que probablemente se deba a una falla en el cerebro por tratar de establecer un plano del cuerpo, por lo que el cerebro capta ese miembro como un ente extraño que no pertenece al sistema, por ello las personas que padecen este trastorno quieren quitárselo. Algunos estudios realizados indican que este trastorno puede estar ligado a la somatoparafrenia, que se deriva de un daño en el lóbulo parietal después de un infarto, el tratamiento para eso es la Prueba Calórica Vestibular, la cual se basa en inyectar agua caliente y fría en el oído, pero aún estos estudios no han probado con seguridad la relación entre este desorden y la somatoparafrenia. Otros psicólogos han anotado las teorías de que quienes tienen BIID (Body Integrity Identity Disorder) se debe a que en su infancia conocieron a alguien que carecía de un miembro, por lo que su imagen de “persona/cuerpo ideal” ha sido deformada.

Los pacientes de BIID en ciertas ocasiones llegan a medidas extremas, como en los hospitales no se puede amputar un miembro si no hay un médico y una razón real que lo respalde, las personas tienden a hacerse daño en el miembro que no desean hasta lograr que se les ampute.

3. Síndrome del acento extranjero

accent_081113_mn

Si te despertaste con el espíritu muy inglés, francés o alemán, podrías sufrir del Síndrome de Acento Extranjero. Este es uno de los más raros y es ocasionado por una lesión cerebral severa. El paciente habla con un acento que no le pertenece debido a su origen. Otras causas de FAS (Foreign Accent Syndrome) pueden ser la esclerosis múltiple y el trastorno de conversión (histeria).

El habla puede ser alterada en cuestiones de tiempo, entonación y posición de la lengua. Así, el paciente puede cambiar del Inglés Americano al Inglés Británico o del Japonés al Coreano. Se producen errores predecibles, algunas consonantes se sustituyen o no se pronuncian, las vocales se pronuncian largas o distorsionadas. Algunas investigaciones han arrojado que probablemente se trate de una pérdida de las habilidades de motricidad fina que se necesitan para pronunciar los fonemas con acento normal y para mantener el sentido de normalidad, la persona con este síndrome aumenta el efecto del acento imitando el resto de éste.

4. Tricotilomanía

pulling-hair-out2

¿La situación está como para jalarse las greñas? Los pacientes que sufren de Tricotilomanía llevan esa expresión a otro nivel. Este trastorno mental se caracteriza por la acción urgente de querer arrancarse el cabello o los vellos de distintas partes del cuerpo hasta provocar calvicie severa. La áreas afectadas más frecuentemente son el cuero cabelludo, las pestañas, las axilas, las cejas, la barba y el vello púbico. Está catalogado en el Manual de Trastornos Mentales como un trastorno de control de impulsos similar a la ludopatía y la piromanía, pues la persona que sufre este desorden pasa por un momento de tensión antes de quererse arrancar el cabello y al hacerlo, siente una ligera liberación.

La causa de este trastorno aún es desconocida aunque se cree que se relaciona con los neurotransmisores, los cuales ayudan a mandar mensajes entre las neuronas y un desequilibrio de estos químicos puede afectar cómo el cerebro controla los impulsos. Algunas personas con Tricotilomanía también sufren de depresión y ansiedad.

5. Síndrome de Frégoli

Fregoli-Delusion

¿Y qué tal si las personas a tu alrededor no son tantas, sino una sola? Quienes padecen este extraño síndrome tienen la creencia de que las diferentes personas a las que conocen en realidad se trata de una sola. Este síndrome fue descrito por primera vez en el trabajo Syndrome d’illusion de Frégoli et schizophrénie en 1927 y su nombre se deriva del famoso actor italiano Leopoldo Frégoli, quien era conocido por cambiar de personaje rápidamente en el escenario.

Los pacientes del síndrome de Frégoli sienten que son perseguidos por una persona cuya identidad desconocen. La causa puede ser una lesión cerebral y está ligado a la paranoia. En este síndrome, la persona que lo sufre asocia un rostro parecido con uno reconocido anteriormente de alguien que conozca o de lugares y situaciones que ya haya vivido.

Estos trastornos, desórdenes y síndromes siguen siendo un enigma para la ciencia. Mientras algunos indican que se desprenden de otros trastornos como la paranoia y la esquizofrenia, otros grupos de psicólogos intentan llegar al fondo del problema mediante el análisis de estas conductas y su relación con los símbolos y experiencias pasadas de los pacientes. Lo que sí es seguro, es que estos trastornos podrían figurar en una cinta de horror debido a los comportamientos macabros que adoptan las personas que los sufren.

(Visited 808 times, 1 visits today)

Deja un comentario